Tomando refugio de Krishna: El pasatiempo de la Colina de Govardhan

Este lunes celebramos un pasatiempo muy especial y lleno de profundos significados: El pasatiempo de la colina de Govardhan.

Cuando Krishna apareció en este planeta, lo hizo en Vrindavan, un pueblo de la India habitado por personas compasivas y llenas de fe hacia Él. El amor que sentían hacia Él era tan inmenso, que muchas veces olvidaban que Él era la Suprema Personalidad de Dios, para relacionarse como Sus íntimos amigos o parientes, a través de intercambios llenos de dulzura.

En una oportunidad, los habitantes de Vrindavan estaban preparándose para adorar a Indra, el semi dios de los cielos encargado de controlar las lluvias, las cuales eran sumamente importantes para ellos debido a que el cuidado de las vacas y la agricultura eran sus principales actividades. Pero así como al regar la raíz de un árbol todas sus hojas son regadas, las escrituras védicas explican que una persona con conocimiento adora únicamente a Krishna y que, mediante esto, todos los semi dioses son adorados.

“Aquellos que son devotos de otros dioses y que los adoran con fe, en realidad Me adoran únicamente a Mí, ¡oh, hijo de Kunti!, pero lo hacen de un modo equivocado” (Bhagavad Gita 9.23)

Por lo tanto, Krishna – con la finalidad de dar una lección a Indra – convenció a los habitantes del pueblo que debían adorar a la colina de Govardhan, montaña sagrada de Vrindavan. Ellos accedieron y comenzaron a preparar las ofrendas. Cuando Indra vio esto, su orgullo quedó desecho y envió peligrosos vientos y lluvias a Vrindavan. Los habitantes estaban muy asustados y sin saber qué hacer.

Entonces Krishna, que siempre protege a Sus devotos, levantó con un dedo la inmensa colina de Govardhan, en donde todos pudieron refugiarse y vivir alegre y pacíficamente durante 7 días. Luego de esto, Indra se dio cuenta de que no podía luchar en contra de Krishna, que con un dedo podía contrarrestar todo su poder, por lo que le ofreció sus respetuosas y humildes reverencias.

Este pasatiempo nos demuestra que en tiempos de turbulencia y peligro, podemos tomar completo refugio en Krishna ya que Él es el controlador supremo.

“Una persona que tiene plena conciencia de Mí, que Me conoce como el beneficiario último de todos los sacrificios y austeridades, como el Señor Supremo de todos los planetas y semidioses, y como el benefactor y bienqueriente de todas las entidades vivientes, se libra de los tormentos de los sufrimientos materiales y encuentra la paz” (Bhagavad Gita 5.29).